Física cuántica para los pobres de espíritu

miércoles, 17 de junio de 2009

David Bowie - Wild Is The Wind (orig. 1976)


Por un momento pensé en postear "Station to Station" (1976) pero desistí de hacerlo. La verdad es que nunca terminé de digerir al tema homónimo, donde David Bowie presentó a un nuevo alter-ego: "The Thin White Duke". Ese fallido experimento de diez minutos de duración solo sirvió para prefigurar el modelo que -con la ayuda de Brian Eno- encontraría un cauce mucho más atractivo en "Low" (1977). "TVC15", popera e intrascendente, marca el otro punto flojo del disco. Si obviamos estos dos desaciertos, "Station to Station" es maravilloso: "Golden Years", "Stay" y "Word on a Wing" no desentonarían en "Young Americans" (1975), ese sorprendente álbum de soul plástico que sirvió para inspirar a una generación de inglesitos, quienes pensaron que, después de todo, no era tan difícil hacer música negra. Fracasaron, por supuesto, ya que el talento de Bowie para mimetizarse con los demás siempre fue, paradójicamente, inimitable...

La canción que cierra "Station to Station" es la que engalana este post. "Wild is the Wind" (Dimitri Tiompkin-Ned Washington) fue compuesta especialmente para el film homónimo (1956) e interpretada por Johnny Mathis. Diez años después fue recuperada por Nina Simone, quién consiguió uno de sus mayores éxitos con su adaptación. En 1976 David Bowie publicó su versión definitiva. Sin disfraces ni poses, David optó por interpretarla con las vestiduras de un crooner clásico para ofrecer una clase de buen gusto y conmover con su voz monumental, consumando así una de las mejores interpretaciones de toda su carrera.

El video promocional fue filmado en 1981 por David Mallet, un asiduo colaborador de Bowie.

2 comentarios:

sagitaire17 dijo...

No soy un gran especialista en David Bowie a pesar de ser un fan suyo.Una buena razón para agradecerte el post.
Espero no proferir tonterías diciendo que me encanta Bowie en su faceta más "autentica".....

old-fashioned lover dijo...

Hola Sagitaire 17,

Antes que nada, discúlpame la demora, pero recién ahora prendo mi PC... También yo soy fan de Bowie, aunque uno bastante atípico: no glorifico a "Space Oddity", ni a "Hunky Dory", ni a su etapa glam; pero tampoco condeno sus trabajos posteriores a "Scary Monsters". Para mi lo mejor de su discografía es la trilogía junto a Eno.

Saludos.